La legalización del cannabis en Canadá: un viaje a la realidad¡En Canadá saben bien cómo cultivar marihuana! La yerba BC (British Colombia) es bien conocida en todo el mundo. Y gracias a la elección de un nuevo gobierno encabezado por un líder joven y carismático, el cual está a favor de la legalización, Canadá podría estar de camino hacía un canna-boom.

Justin Trudeau es un apuesto líder que llegó al poder con una promesa electoral para legalizar el cannabis. Ha admitido, incluso, que él ha fumado yerba desde que se convirtió en diputado, y dijo a The Huffington Post: “No soy alguien que esté particularmente interesado en estados modificados de conciencia, pero, ciertamente, no juzgaría a otra persona por ello. Pienso que la prohibición actual con respecto a la marihuana es injustificada.”

Justin Trudeau - La legalización del cannabis en Canadá: un viaje a la realidadSe estima que un millón de canadienses/as utiliza cannabis (de una población de 35 millones) y que dos tercios de canadienses/as apoyan la descriminalización de la tenencia.

El boom de los dispensarios canadienses crea “confusión”

A pesar de los titulares: “Canadá va a legalizar”, ahora que los Liberales están en el gobierno se encuentran en la tesitura de encarar la realidad de su promesa. De acuerdo con algunos informes, el cambio legal no es prioritario en su agenda.

Un discurso impartido por el Ministro de Justicia en febrero no aporta indicios reales de un cambio inminente, en el documento de su discurso solo se repite la promesa electoral de legalizar la tenencia para fines recreativos y regular su venta.

¡No obstante, la gente no opina lo mismo! Desde la victoria en las urnas, dispensarios están abriendo por todo el país, y los y las usuarios/as de cannabis sienten como si el Código Penal no se les debiera aplicar más.

Reserva Natural en CanadaEl jefe de la policía dice: ¡Tranquilidad!

Los medios canadienses se están centrando cada vez más en la “confusión” que existe ahora en el país. Canadá ha contado con una cultura de marihuana medicinal desde hace unos años, el gobierno regula el sistema mediante la concesión de licencias a cultivadores y cultivadoras de marihuana medicinal.

En el pasado, los juzgados han presenciado diversas batallas entorno a los derechos individuales para cultivar y suministrar a pacientes medicinales. Los dispensarios tienen que formar parte de este modelo de cannabis medicinal, así que el boom post-electoral (y una creciente ola recreacional) están cuestionando algunos puntos de la política gubernamental.

En una entrevista realizada en febrero, el presidente de la Asociación Canadiense de Jefes de la Policía, Clive Wighill, que es el paradigma de un puritano abuelo de cabello blanco, popularizó el tema en Twitter después de comentar la situación de los dispensarios. Dijo en una entrevista en el canal canadiense CBD: “Lo que necesitamos ahora mismo es, únicamente, pienso yo, que todo el mundo mantenga la calma y veremos cómo se lleva a cabo este asunto”.

Claramente, algunas personas no han tenido la paciencia de esperar; y eso, para bien o para mal, podría dictar el inicio del cambio en el viaje de Canadá hacia la legalización.